Temporada Cultural Online

Películas Inspiradas en Historias Reales: Atrápame si Puedes

Atrápame si Puedes es una película del 2003 que cuenta la historia real de Frank Abagnale Jr. Un adolescente estafador que se hace pasar por varias profesiones.

Ver más abajo

Temporada Cultural Online

Películas Inspiradas en Historias Reales: Atrápame si Puedes

Frank Abagnale Jr nació en 1948 en Nueva York, Estados Unidos, sus padres no tenían un buen matrimonio y cuando Frank tenía 16 años pasaron por un muy traumático divorcio. Huyó de su casa y a diferencia de lo que cuenta la película nunca volvió a ver a su padre. 

Aprovechándose de una muy buena oratoria y una apariencia que lo hacía ver mayor, comenzó a cobrar cheques falsificados o sin fondos en distintos bancos, al poco tiempo llamó la atención de las autoridades y comenzó una persecución que duraría 5 años.

Cuando ya estaba siendo perseguido se hizo pasar por piloto de la aerolínea PanAm para escapar de sus perseguidores y viajar, hospedarse y comer gratis como empleado, consiguió un uniforme y credencial falsa que le dieron mayor credibilidad, entre los 16 y 18 años voló gratis más de 1.600.000 km casi siempre como pasajero, pero cuenta que una vez los pilotos de un vuelo lo invitaron a tomar los controles del avión que Frank soluciona poniendo los controles en piloto automático.

El grupo del FBI que lo perseguía era mucho más grande de lo que cuenta la película ya que se pensó que era un experimentado ladrón criminal y no un adolescente. El agente del caso fue Joseph Shea, en la película el personaje de Carl Hanratty interpretado por Tom Hanks. Estuvieron a punto de atraparlo en el aeropuerto de Nueva Orleans, fue entonces cuando Frank decidió dejar los aviones y mudarse a Georgia donde se hizo pasar por doctor y aceptó un trabajo como supervisor de residentes en un hospital. Esta estafa duró 11 meses hasta que puso en peligro la vida de una guagua.

Las autoridades estaban cerca de atraparlo nuevamente, por lo que se mudó a Luisiana donde se hizo pasar por abogado y estuvo 8 meses trabajando en un bufet, falsificó un diploma de Harvard y llegó a trabajar con el fiscal general del estado antes de renunciar por no poder sostener la mentira.

En 1969 fue finalmente atrapado en la ciudad francesa de Montpellier después de que una azafata lo reconociera. Tenía 21 años y órden de captura en 12 países, estuvo preso en Francia y Suecia antes de ser extraditado a Estados Unidos, cuando aterrizaron logró escapar desde el comportamiento de la comida y no desde el baño del avión como cuenta la película, pero fue atrapado al poco rato.

Pasó 4 años en una cárcel de Estados Unidos cuando le ofrecieron un trato, liberarlo a cambio de colaborar con el departamento de fraudes del FBI y forjó una fuerte amistad de 30 años con Shea, el agente que estuvo a cargo de su caso.

Actualmente tiene 73 años, casado y con familia. Además abrió su propia empresa antifraude que tiene como clientes a importantes marcas internacionales.